lunes, 31 de agosto de 2015

La Asociación Lactando Amando denuncia al Corral del Carbón por impedir amamantar a una madre.


En ningún momento se le ofreció a la madre justificación o motivo razonado para ello llegado con su actitud a forzarla a abandonar la instalación.

La asociación Lactando Amando en apoyo de la maternidad y la lactancia ha presentado tres denuncias, dirigidas ante la Consejería de Cultura, el Patronato de la Alhambra y la Consejería de Salud, para denunciar el trato al que fue sometida una madre durante su estancia en el Corral del Carbón. El hecho se produjo mientras esta madre visitaba el citado monumento. Al querer dar el pecho a una de sus hijas se le acercó una auxiliar responsable de la empresa de seguridad del monumento indicándole que el reglamento de funcionamiento del centro prohibía amamantar en el interior del mismo.


Tal como ha comentado en la rueda de prensa ofrecida a los medios Herminia, la madre afectada, “la situación le resultó especialmente violenta dado que en ningún momento se sentía realizando algo indebido. Por eso pedimos a la auxiliar de seguridad que nos mostrase el reglamento o normativa que establecía dicha prohibición a lo que nos respondieron que no lo tenían disponible. Sin embargo esta persona mantuvo su actitud por lo que tuve que dejar de amamantar a mi hija ante su beligerancia.”. Por todo ello la familia interpuso la preceptiva hoja de reclamaciones ante el Patronato de la Alhambra, que es de quien depende la gestión del monumento, además de comunicar los hechos a asociación Lactando Amando que hoy ha procedido a la presentación de  las denuncias anteriormente mencionadas.

  Y es que aunque este hecho es algo aislado en la ciudad de Granada, también es cierto que por ello no puede quedar sin su denuncia, a fin de que se tomen las medidas necesarias que corrijan el problema. Al respecto Gracia Ariza, presidenta de Lactando Amando indica que “el hecho en sí resulta lamentable ya que aunque ese veto figurase en el régimen de funcionamiento del centro contravendría tanto la Declaración Universal de los derechos del niño como las recomendaciones de la AEP en lo que a protección de la lactancia materna se refiere, y deberían ser inmediatamente eliminadas”.


Por ello dos de estas denuncias se han dirigido tanto a la Delegada de Cultura, como al director del Patronato de la Alhambra, con la petición de que se tomen las medidas necesarias dentro de las instalaciones que el Patronato gestiona para garantizar la plena libertad del amamantamiento en el interior de los mismos. Una necesidad clara a la vista del hecho denunciado pero también de cara a dar la imagen adecuada ante los miles de usuarios que visitan cada día todos estos monumentos.
En cuanto a las acciones a seguir, desde la asociación Lactando Amando se va a dar un tiempo prudencial a las partes implicadas a fin de que respondan a lo denunciado, más cuando aún ni siquiera han contestado a la madre afectada. “Por ahora vamos a esperar a que las diferentes administraciones se pronuncien y respondan, ofreciendo las obligadas disculpas a la madre afectada y tomando las medidas necesarias dentro de sus competencias para que este tipo de hechos no se repitan jamás.  Si esto no ocurre no descartamos llevar a cabo otras medidas para obtener el cumplimiento de lo que consideramos nuestras legitimas reclamaciones”, concluye Ariza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario